Vanitas Espai

Peinados para una boda al aire libre


Peinados para una boda al aire libre

Boda al aire libre

Cuando toca escoger el peinado de tu boda, hay que tener en cuenta muchas cosas. Normalmente nos centramos en nuestro gusto personal, en el estilo del vestido y en aquello que nos suele sentar mejor. Normal. Evidentemente es lo más importante, pero a veces nos olvidamos de un pequeño factor que nos puede arruinar todo: el lugar escogido para la celebración, la época del año y la meteorología.

El tener en cuenta estos factores, nos permitirá escoger mucho mejor nuestro peinado ya que, por un lado, no es lo mismo una boda en la playa, que en un castillo, por ejemplo… En la primera optaremos por peinados mucho más surferos, mientras que en la segunda, algo más romántico. El tiempo también nos condiciona, si llueve o hace frío, lo mejor será hacernos un recogido, para evitar que se nos destroce el look.

Por todo esto, vamos a hacer un repaso sobre los posibles peinados que puedes lucir en una boda al aire libre; teniendo en cuenta todos estos elementos.

Normalmente, en una boda al aire libre suele predominar el peinado en el que el rostro queda despejado, para evitar que el cabello se nos ponga delante de la cara, en caso que sople el viento.

Pelo largo

Si tu pelo es largo y prefieres llevarlo suelto, la mejor idea es sujetar los mechones de los laterales de tu cara hacia atrás, y hacer tirabuzones en el resto del cabello. Pueden quedar algo enmarañados, si prefieres algo más informal, o incluso añadir una corona de flores, para un look más romántico.

Para tenerlo todo bajo control, ¿qué tal un recogido? Si eres de las clásicas, quizá lo que más te guste sea un moño francés, perfectamente peinado. Puedes peinar tu flequillo hacia un lado, cardando ligeramente la base y fijándolo con laca y con una horquilla detrás de la oreja. Sacaremos dos pequeños mechones por delante de la misma para darle un toque más chic.

También puedes optar a la clásica cola de caballo, despeinándola un poco si eres más rebelde, o un moño de bailarina bien alto, para hacer que tu cuello se vea mucho más largo. Los moños también se pueden despeinar si buscas algo más relajado, y los recogidos con muchas trenzas entrelazadas son ideales si buscas un acabado romántico y seductor.

Pelo corto

Para las que tengáis el pelo más bien corto, recordad que los complementos son los que van a marcar la diferencia. Un cabello peinado de forma simple y elegante se transforma con un accesorio joya, tipo diadema o tocado, por ejemplo. Si no te gustan este tipo de cosas, una trenza lateral con tu flequillo puede ser el elemento que destaque del look.

Si tu cabello es tan corto que no permite un recogido, el wet look es el mejor. Prueba con un peinado inspirado en Chanel, peina tu cabello hacia detrás como si hicieras un chignon, añade ese efecto mojado que te comentábamos y esparce por tu cabello pequeños accesorios en forma de perlitas de distintos tamaños. Impecable.

Para no complicarte, también puedes peinar tu cabello hacia un lado, tal cual, o complementar un corte tipo pixie o bob con un velo que cubra tu rostro.

Si necesitas más ideas, o asesoramiento, ¡te esperamos en Vanitas Espai!

Fuente imagen: © Vanitas Espai

Comparte este contenido con tus amig@s!!
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Google+
Google+
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email